Informacion de salud

Leche y antibióticos: compatibilidad, posibles consecuencias, opiniones de los médicos.

Pin
Send
Share
Send
Send


  • ¿Es posible tomar medicamentos con leche?
  • Como tomar glucósidos cardíacos
  • Como tomar aspirina

Los químicos en las bebidas reaccionan con tabletas. La interacción química puede neutralizar el efecto de un medicamento en particular y conducir a efectos no deseados para la salud.

La leche reduce la efectividad de ciertos medicamentos. Esta bebida saludable no se combina en absoluto con antibióticos que se hacen a base de tetraciclina (tetraciclina, oletetrina, etc.). Con la ingesta de leche, estos medicamentos forman fuertes compuestos químicos que no tienen un efecto terapéutico y pasan a través del tracto digestivo sin ser absorbidos. Por lo tanto, hasta el 80% de la droga puede simplemente salir del cuerpo sin tener un cierto efecto en la condición humana.

La leche neutraliza el potasio y los antiácidos, medicamentos que se utilizan para mejorar el sistema digestivo. La “lincomicina”, la “pancreatina” y el “bisacodilo” son difíciles de absorber con la leche, medicamentos que tienen un recubrimiento resistente a los ácidos para su absorción en el tracto digestivo.

Cabe señalar que a pesar de la inadmisibilidad de la administración simultánea de los medicamentos anteriores con leche, los productos lácteos (por ejemplo, kéfir) siempre deben estar presentes en la dieta del paciente, lo que afecta positivamente al sistema digestivo y puede preservar los intestinos del daño causado por el uso de ciertos medicamentos (por ejemplo, antibióticos )

Bebidas alcohólicas

Las medicinas no se combinan absolutamente con las bebidas alcohólicas. Las sustancias que contienen alcohol pueden aumentar el efecto de las drogas, lo que puede causar efectos secundarios graves e incluso provocar complicaciones. El uso combinado de alcohol con aspirina causa una úlcera estomacal. Si toma alcohol con medicamentos que disminuyen el azúcar en la sangre, no solo aumentará el efecto de este medicamento; tomarlo al mismo tiempo puede causar un fuerte aumento de la presión.

Vale la pena señalar que puede ocurrir un dolor de cabeza incluso después de tomar una gota vasoconstrictora en la nariz y una pequeña porción de alcohol.

El alcohol aumenta el efecto calmante de las drogas psicotrópicas. El alcohol también reduce la efectividad de los antibióticos y aumenta la carga en el hígado, que, al tomar medicamentos, ya está elevado y, por lo tanto, el uso de tales bebidas debe suspenderse durante el tratamiento.

Otras bebidas

El ambiente alcalino del agua mineral afecta positivamente la efectividad de los antibióticos, prolongando su acción y facilitando su posterior retirada del cuerpo. Sin embargo, no debe tomar medicamentos con bebidas dulces carbonatadas, ya que irritan el estómago y contienen calcio y hierro, lo que reduce la efectividad de los medicamentos.

Además, los jugos de toronja y naranja son incompatibles con las drogas, lo que aumenta el efecto de las drogas y los posibles efectos secundarios.

También debe abstenerse de tomar anticonceptivos orales con té o café: estas bebidas reducen significativamente la efectividad de estos medicamentos. Además, no tome té con preparaciones cuya acción se base en hierro, codeína o aminofilina.

Características de las drogas.

Los medicamentos antibacterianos de hoy tienen una naturaleza biológica o semisintética, lo que les permite expandir su espectro de acción y combatir una gran cantidad de diversas enfermedades. Cuando se ingieren, los antibióticos tienen un efecto bactericida y bacteriostático.

Su efecto empeora notablemente cuando se consumen ciertos alimentos durante la terapia. Por lo tanto, muchas personas saben que está prohibido beber alcohol durante el tratamiento con medicamentos bactericidas, ya que esta combinación proporciona una gran carga en el hígado y reduce la efectividad del tratamiento. Una situación similar puede ocurrir con los alimentos ácidos y las bebidas carbonatadas, pero ¿son compatibles la leche y los antibióticos?

¿Cómo tomar medicamentos para no dañar su salud?

20/10/2010

Tome las tabletas prescritas regularmente, y no de un caso a otro; de lo contrario, todo el punto de tratamiento simplemente se pierde. Observe la frecuencia de administración, distribuyendo uniformemente durante todo el día la dosis de la medicación.

E Si las instrucciones para el medicamento dicen "tableta masticable" - masticar, "chupar" - chupar, "poner debajo de la lengua" - poner. Si no está escrito "morder", "masticar", entonces no debe hacer esto. Solo trágalo con agua. Si es difícil tragar una tableta entera, entonces puede triturarse, solo si es una tableta normal, sin cubrir con un recubrimiento especial.

Si la tableta no tiene una línea divisoria o una cruz, entonces no es necesario que la rompa, pero debe beberla entera, sin dividirla en partes.

No derrame ni vierta el contenido de la tableta de la cápsula u otra cubierta para tragar el contenido del medicamento por separado del "vaso": el medicamento se coloca especialmente en este, y no en otra forma, para una mejor y segura absorción en el cuerpo.

Considere su condición, edad, ocupación e incluso género al tomar ciertas drogas. Un enfoque particularmente cuidadoso para tomar medicamentos debe ser niños, mujeres embarazadas, ancianos y conductores. Medicamentos como la eritromicina, el verapamilo y el diazepam actúan sobre las mujeres con menos eficacia que los hombres, pero la anaprilina y el tazepam, por el contrario, tienen un mayor efecto sobre las mujeres.

Recuerde que hay muchas drogas que son idénticas en principio de acción, pero que difieren en los nombres. Estas son drogas equivalentes. Por ejemplo, el paracetamol se comercializa como panadol, tylenol, efferalgan, aldolor, mylistan y muchos otros nombres más. Diclofenaco como dicloran, bioran, voltaren, etc. Tavegil como clemastina, clonidina como hemitón y catapresan.

Trate de no tomar varios medicamentos diferentes al mismo tiempo. Si aún es necesario, bébalos con un intervalo de 30-60 minutos. Por ejemplo: los antibióticos no deben tomarse con antipiréticos, pastillas para dormir, antihistamínicos. No combine preparaciones de hierro con antiácidos (Almagel, Maalox, Rennie, etc.). No tome anticonceptivos orales (marvelon, non-ovlon, zhanin, trimercy, etc.) junto con analgin, antibióticos y sulfonamidas (estreptocida, biseptol). En el tratamiento de enterosorbentes (carbón activado, polisorb, smecta) y cualquier otra droga, el descanso debe ser de al menos dos horas. No tome papaverina y aspirina, vitamina C y penicilina, dibazol y tetraciclina al mismo tiempo.

Si tiene dudas sobre cómo tomar medicamentos, intente obtener información de diferentes fuentes.

Al comer tomar:
Medicamentos que ayudan al estómago a digerir los alimentos: pepsina, festal, digestal, enzistal.

Después de comer tomar:
• pastillas para el dolor de cabeza: beba agua mineral o leche
• diuréticos
• antipirético
• furadonina, furagin, metronidazol
• glucósidos cardíacos, como digoxina, digitoxina
• medicamentos antiinflamatorios, tales como: butadion, indometacina, lavados con leche
• remedios para el resfriado (aspirina, ascofeno): beba agua mineral o leche
• medicamentos antibacterianos (biseptol, sulfadimetaxina, etazol) - regados con una bebida alcalina - aguas minerales del tipo Borjomi (vea que contiene refrescos), leche tibia con Borjomi, leche tibia con mantequilla y un poco de refresco antes de las comidas tomar: con el estómago vacío o una hora antes de las comidas
• Tinturas y decocciones de materiales vegetales.
• Neomicina, nistatina y polimixina.
• eritromicina
• penicilina

Una hora antes de las comidas (también puedes beber una hora después de comer)
• probióticos (lactobacterina, bactisubtil, linex, hilak-forte)

Media hora antes de las comidas.
• antiácidos (vikalin, vikair, óxido de magnesio)
• medicamentos antiulcerosos (almagel, gastal, maalox)
• agentes gastroprotectores (sucralfato, de-nol, tabletas de vicair, vikalin)
Se lavan con agua fría. También se pueden tomar una o dos horas después de las comidas.

30-40 minutos antes de las comidas
• medicamentos para la diarrea lavados con leche o gelatina
• preparaciones de calcio (nycomed, calcemin, calcex) - beba con agua
• tetraciclina y sus análogos: beber agua. Por comida se entiende no solo un desayuno, almuerzo y cena completos, sino también aperitivos ligeros (en opinión del paciente) en forma de dulces, galletas, sándwiches, yogures, etc.

Si la anotación no dice cuándo beber y cómo tomar las tabletas:
• eso significa que puede tomarlos en cualquier momento, pero es mejor hacerlo 30-40 minutos antes de las comidas (o al menos 15-20) y beber agua fría

Media hora antes de acostarse, tome:
• laxantes vegetales (Senadexin, jarabe de espino amarillo) y sintéticos (guttalax, isafenin, bisacodyl)

Lo que no se puede tomar con tabletas:
Té, café, jugos dulces, refrescos y, por supuesto, alcohol.

Características de tomar ciertos medicamentos:
• Las tabletas en cápsulas de gelatina deben tomarse de pie o sentadas y lavarse con al menos 100 ml de agua; de lo contrario, la cápsula de gelatina puede adherirse a la pared del esófago.
• Beben klofelina acostada: reduce la presión muy rápidamente.
• La mayoría de las gotas para el corazón se toman después de colocar un trozo de azúcar.
• Las pastillas para la tos Mukaltin son más efectivas si se disuelven en una pequeña cantidad de agua ligeramente dulce y se beben una hora antes de las comidas.
• Las preparaciones de tricopolio, nitroxolina, reserpina, prednisona y yodo se lavan con leche.
• La eritromicina debe tomarse con el estómago vacío, 1 hora antes de una comida o 2-3 horas después de una comida. Beber con una bebida alcalina o leche. No tome jugos ácidos.
• La cafeína, teobromina y teofilina se pueden lavar con jugos ácidos.
• Las preparaciones orales de tetraciclina deben tomarse de pie y lavarse con un vaso lleno de agua.
• La mayoría de las multivitaminas se absorben independientemente del momento de la comida, pero es mejor no beberlas con alimentos.
• Cuando tome medicamentos antipiréticos, trate de no comer muchos productos lácteos y vegetales, pero cambiará temporalmente a productos cárnicos.

Alcohol, nicotina y tabletas:
• El alcohol mejora la acción de las drogas que contienen paracetamol y drogas antihipertensivas: si toma fenobarbital y lo bebe con alcohol, existe el riesgo de morir por paro respiratorio.
• Las bebidas alcohólicas combinadas con aspirina pueden causar úlceras estomacales y sangrado estomacal.
• Un cóctel de alcohol con antidepresivos, pastillas para dormir o drogas antialérgicas mejora el efecto calmante de estas drogas, y la persona que toma esta mezcla en gran medida arriesga no solo su salud, sino también la vida de quienes lo rodean, por ejemplo, si conduce en ese estado.
• El alcohol mezclado con nitroglicerina conduce a una fuerte disminución de la presión, lo que puede provocar desmayos.
• La insulina y otras drogas antidiabéticas, mezcladas con alcohol, reducen intensamente el azúcar en la sangre, lo que también puede causar desmayos.
• La violación del ritmo cardíaco amenaza con consumir alcohol simultáneamente con diuréticos y digoxina, ya que provoca un cambio en el equilibrio del potasio.
• La nicotina contenida en los cigarrillos hace que el tratamiento con psicotrópicos, medicamentos cardiovasculares, inhaladores pulmonares sea menos efectivo e incluso reduce el efecto de las píldoras anticonceptivas.

A pesar de los consejos anteriores, siempre lea cuidadosamente la anotación de medicamentos, consulte a su médico y escuche las sensaciones de su propio cuerpo.

Recuerde: utilizando cualquier método de tratamiento usted mismo, usted es completamente responsable de las posibles consecuencias negativas para su salud.

Datos generales

En esta ocasión, los científicos ya han realizado muchos estudios que han demostrado la incompatibilidad de este producto y medicamentos. El tratamiento simultáneo con agentes antimicrobianos y el uso de leche pueden neutralizar los beneficios de los alimentos o incluso negar el efecto terapéutico de los medicamentos. La reacción específica depende del grupo al que pertenece el medicamento, y esta información debe considerarse con más detalle.

Penicilina

Entre los medicamentos de este grupo, el más común hoy en día es la amoxicilina. Su amplio espectro de acción permite el uso del medicamento para el tratamiento efectivo de los procesos inflamatorios de la garganta, las vías respiratorias, el sistema genitourinario, las infecciones purulentas y la prevención de complicaciones después de la cirugía. La naturaleza semisintética del medicamento explica no solo su efectividad, sino también la presencia de algunas contraindicaciones, así como características de compatibilidad. El trihidrato de amoxicilina puede reaccionar con otros medicamentos y alimentos, lo que ralentiza su absorción y reduce el efecto terapéutico. Esto también se aplica al producto animal en cuestión, por lo tanto, está prohibido beber leche cuando se toman antibióticos de este grupo. Si es necesario, por ejemplo, en el tratamiento de niños, el intervalo entre la alimentación y la toma de medicamentos debe ser de al menos 2 horas.

Los productos lácteos fermentados con terapia antibacteriana, por el contrario, son bienvenidos, ya que pueden normalizar la microflora intestinal, que se ve alterada por los antibióticos, pero también de acuerdo con el intervalo de tiempo. Además, para obtener el máximo beneficio de los alimentos, debe elegir productos naturales sin sabores, colorantes y otros aditivos. Tal dieta ayudará a evitar la disbiosis y a lograr una pronta recuperación.

La droga más popular en este grupo es la azitromicina. Muy a menudo se usa en el tratamiento de infecciones respiratorias, pero el espectro de su acción no termina allí. La alta efectividad del medicamento le permite superar por completo la infección en solo 3 días de tratamiento, por lo que solo hay 3 dosis en el paquete del medicamento. Un bajo nivel de toxicidad y una pequeña lista de contraindicaciones al mismo tiempo le permite recetar un antibiótico incluso durante el embarazo.

La combinación de leche y antibióticos en este caso tampoco está permitida, incluso siempre que el medicamento se tome solo 1 vez al día. La acción de los macrólidos y su absorción en el cuerpo disminuye notablemente con el uso de este producto alimenticio. En cuanto a los productos lácteos, pueden incluirse en la dieta, pero solo están sujetos al intervalo de tiempo mínimo entre las comidas y los medicamentos. Un requisito importante es la ausencia de aditivos no naturales en los productos.

Tetraciclinas

Beber leche después de los antibióticos está estrictamente prohibido en este caso. Cualquier producto con contenido de calcio neutraliza completamente el efecto de la medicación, porque cuando ingresan al cuerpo forman quelatos con las sustancias activas de la droga. Por lo tanto, en el tratamiento con antibióticos de tetraciclina, también está prohibido usar productos de leche agria. Además, este grupo de medicamentos antibacterianos es altamente tóxico y no tiene un espectro de acción muy amplio, por lo tanto, ya no es tan popular en medicina.

Las tetraciclinas se pueden usar en el tratamiento de enfermedades infecciosas graves, neumonía, amigdalitis o bronquitis. En algunos casos, a pesar de todas las deficiencias del antibiótico, aún no puede prescindir de él, por lo que debe estudiar todas sus características con anticipación. El medicamento debe tomarse por separado de cualquier alimento, ya que ralentiza su absorción. Es mejor elegir un tiempo 30 minutos antes de las comidas o 60 minutos después. Puede beber leche después de los antibióticos solo un día después del final del curso de la terapia.

Nuevas drogas

La generación moderna de medicamentos antibacterianos ya no está tan unida a los alimentos, se caracteriza por una alta biodisponibilidad y una toxicidad mínima. Cuando se trata solo con esos medicamentos después de los antibióticos, puede beber leche después de mantener un intervalo de solo 2 horas. Dichas recomendaciones se dan solo para permitir que las sustancias activas maximicen el efecto en el cuerpo.

La combinación de productos lácteos y de leche agria con medicamentos antibacterianos de nueva generación no hace ningún daño.

Lo que se agrega a la leche

La leche y los antibióticos para el tratamiento de enfermedades a menudo son cosas incompatibles, pero de hecho en el producto comprado en la tienda, tales sustancias se pueden encontrar inicialmente. El hecho es que para aumentar la vida útil de los productos perecederos en ellos, incluso en las etapas de producción, agregue una pequeña cantidad de sustancias antibacterianas. Además, para que las vacas que dan leche no se enfermen, también se agregan antibióticos a su alimentación.

Resulta que una persona recibe una cierta proporción de medicamentos antibacterianos simplemente bebiendo leche, sin mencionar la dosis prescrita por el médico para el tratamiento de una determinada enfermedad. Por lo tanto, la reacción en el cuerpo puede ser causada no solo por el producto alimenticio y el medicamento en sí, sino también por la incompatibilidad con las sustancias adicionales contenidas. Las consecuencias pueden ser:

  • reacciones alérgicas
  • inmunidad disminuida,
  • Disminución de la susceptibilidad a las drogas antibacterianas.

Учитывая данную информацию, лучше воздержаться от молока на время лечения и строго следовать инструкции к препарату и рекомендациям врача.

Негативные последствия сочетания

Desafortunadamente, no muchas personas están interesadas en la compatibilidad de alimentos y antibióticos por sí mismas, y los médicos no siempre hablan de esto, por lo tanto, las situaciones en las que la terapia antimicrobiana se lleva a cabo en paralelo con una nutrición inaceptable no son infrecuentes. ¿Es posible la leche con antibióticos y qué consecuencias puede causar esta combinación depende del grupo de la droga?

Un medicamento que se permite beber con alimentos no causará un efecto negativo. Esto se debe al hecho de que tales recomendaciones generalmente solo están disponibles para medicamentos que no están relacionados con tetraciclinas, penicilinas o cefalosporinas. El calcio de la leche traerá sus beneficios al cuerpo, y el medicamento ayudará a hacer frente a la enfermedad con toda su fuerza.

Si el antibiótico no pertenece a un grupo incompatible con la leche, pero no se recomienda su uso con alimentos, su efecto se reducirá y disminuirá con cualquier producto.

El consumo simultáneo de leche y antibióticos del grupo de penicilina necesariamente reducirá la efectividad del tratamiento. Además, no se asimilarán todos los beneficios de los productos lácteos, ya que las bacterias de la leche agria morirán.

La combinación más peligrosa para la salud es el uso de cualquier producto lácteo y de leche agria y medicamentos antibacterianos del grupo de la tetraciclina. En este caso, el efecto del medicamento desaparece por completo y el cuerpo no recibe ningún beneficio o asistencia en el tratamiento.

En general, es mejor no arriesgar su salud y rechazar la leche mientras dure la terapia con antibióticos. En este caso, siempre debe tomar antibióticos con solo una gran cantidad de agua limpia o hervida. La única excepción es Fusidine Sodium, que se recomienda beber con leche o jarabe dulce para reducir la irritación.

Productos de leche agria

Para obtener la máxima efectividad en el tratamiento, puede beber leche con antibióticos solo en los casos raros permitidos por las instrucciones. Las anotaciones generalmente no contienen restricciones estrictas sobre los productos lácteos, ya que una persona recibirá más beneficios que daños de dichos alimentos. Por supuesto, sujeto a un intervalo mínimo de 2 horas entre medicamentos y alimentos. Es bueno restaurar la microflora intestinal durante dicho tratamiento con yogures naturales sin saborizantes y colorantes, yogur, kéfir y otros productos lácteos fermentados de diferentes contenidos grasos. La crema agria sin grasa será especialmente útil para los niños, ya que estimula la digestión, se digiere fácilmente, no causa alergias y contiene muchas vitaminas, minerales y ácidos orgánicos útiles.

Características de la nutrición durante la terapia.

Para prevenir la aparición de disbiosis durante y después de la terapia con antibióticos, se debe tener en cuenta el grado de influencia de las proteínas, grasas y carbohidratos consumidos con los alimentos sobre los medicamentos que se toman.

Por lo tanto, la absorción de cualquier antibiótico se ralentizará al comer alimentos grasos, lo que reduce la producción de jugo digestivo. La absorción de drogas será larga.

Una alta concentración de proteínas en los alimentos afecta negativamente la efectividad de las sulfamidas. Después de tomar antibióticos de este grupo, se recomienda tomar leche solo sin grasa, al menos 2 horas después.

Es mejor limitar el consumo de carne, legumbres, pescado y queso. La situación inversa es con medicamentos antibacterianos de la serie de nitrofurano. Con proteínas insuficientes en los alimentos, pierden su efectividad.

Al tomar macrólidos, cefalosporinas y sulfanilomidas, también se debe controlar la ingesta de alimentos con carbohidratos, ya que en grandes cantidades ralentiza el vaciado del estómago y complica el trabajo de los antibióticos.

Está estrictamente prohibido tomar alcohol durante el tratamiento con cualquier medicamento antibacteriano.

Dieta después de la terapia.

Si después del tratamiento en el intestino predominan los procesos de fermentación, entonces la dieta debe elaborarse de acuerdo con las siguientes recomendaciones:

  • más alimentos con proteínas: carne, pescado, huevos,
  • menos carbohidratos simples: dulces, papas, muffins,
  • restricción de fibra dietética: salvado, vegetales crudos, nueces,
  • a excepción de los provocadores de gases: productos con un alto contenido de aceites esenciales, bebidas gaseosas, leche, etc.

La eliminación de los procesos de putrefacción se realiza ayunando diariamente en decocciones de hierbas y limitando aún más la dieta de proteínas, aumentando los carbohidratos, la fibra dietética y los productos lácteos fermentados.

El estreñimiento se elimina principalmente por prebióticos y productos que mejoran la motilidad intestinal. Estos incluyen productos lácteos, verduras y frutas crudas, alimentos grasos, frutas secas y otros.

Es importante cuando se restaura el cuerpo para consumir muchos líquidos.

Revisiones de doctores

Los expertos aseguran que los antibióticos con leche se pueden combinar en una dieta diaria, lo principal es hacerlo correctamente y con moderación. Siempre debe seguir las recomendaciones de su médico y no descuidar las advertencias en las anotaciones al medicamento. En la mayoría de los casos, es suficiente simplemente reducir el consumo de leche al mínimo y beberlo estrictamente entre comidas. ¿Cuántos antibióticos se pueden administrar después de la leche? Como regla, una hora es suficiente para digerir completamente el producto. Si desea tomar un vaso de leche después de tomar el medicamento, deberá esperar al menos 2 horas, ya que la naturaleza no puede descomponer los medicamentos tan rápidamente.

Si es posible, es mejor abandonar por completo esa combinación.

Pin
Send
Share
Send
Send